Mis vivencias

tonita.jpg

Foto: con tan sólo veintidós

Cuando yo tenía treinta y tres años, ya casada y con dos hijas,Conchita y Mari, con vuestro permiso la confianza, mi marido y yo nos vimos obligados a marcharnos a París, a causa de la falta de trabajo y de libertades democráticas, que en esos años sesenta se estaban viviendo, añadiendo que mi marido siempre había estado en contra del régimen político de aquella época.

Era un mes de Octubre, y dejábamos un sol expléndido en Madrid. No llevábamos ropa porque no teníamos dinero para comprarla. Cogimos un tren, e hicimos el viaje. Cuando llegamos allí, hacía un frio tremendo.

Nos fuimos a buscar un hotel, en lo que nos alcanzaba el dinero, y no teníamos ni comida ni recursos. Francia, estaba de aquella en guerra con Argel, y era curioso, que, no nos querían acoger en ningún hotel porque a mi marido, que era muy moreno, muy mate, con el pelo rizado y negro completamente, lo confundían con un árabe. Dio la casualidad, de que encontramos a un amigo que nos dió su ayuda, y conseguimos entrar en un hotel, lleno de cucarachas y chinches, y en malísimas condiciones.

Resulta que, al día siguiente nos fuimos de aquel hotel, y por mediación de un hombre español amigo nuestro, conseguimos un sitio donde dormir, su cocina. A partir de ahí, salíamos todos los días a buscar trabajo.

Pues bien, al fin lo encontramos. Yo  cómo doncella y él como mayordomo en la misma casa. La señora que nos había contratatado, nos prestaba una habitación abuardillada, la llamada “Chambre de Bonne“, dónde dormían todos los españoles que trabajaban sirviendo.

Yo me conformaba con el trabajo, pero mi marido estaba negro. Por suerte, cuando la señora de la casa se enteró de que él era ebanista, le buscó trabajo cómo tal, que era su oficio. ´

De ahí en adelante, las cosas empezaron a mejorar.

 

Más o menos así han sido mis primeros momentos en un país desconocido para mí, con ni papa de Español, y sin recursos de ningún tipo.

Otro día os contaré más, gracias por darme esta oportunidad.

Toñita

Acerca de pilar_mingote

Licenciada en Filología Románica,profesora de Lengua española y Literatura en ESO y Bachiller.
Esta entrada fue publicada en Corresponsales, Toñita, Xornal Pachamama y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

7 respuestas a Mis vivencias

  1. Pilar Mingote dice:

    Querida Toñita:
    Quiero tener el privilegio de ser la primera en darte las gracias por contarnos parte de tu vida;desde mi escala de valores,esto es lo más sagrado que tenemos las personas, y además, me encanta saber esa parte de las historias que no vienen en los Libros de texto, las de verdad.
    Me encanta leerte.
    ¡Viva la red de internet que hace posible estos pequeñosgrandes milagros!

    Un beso de una profe que pronto entrará en la categoría de ser abuela.

  2. lucia otero dice:

    ¡Antonia!
    Lo primero enhorabuena por esta entrada al blog.
    Mira que te he escuchado veces, y que me lo he pasado bien contigo, pero nunca te había escuchado este tipo de vivencia.
    Ánimo para seguir escribiendo así y muchas gracias por contarnos esto,porque creo que nos hace ver lo fácil que nos ponen ahora las cosas y lo complicadas que han sido. Nos hacen ver la realidad,lo que muchas personas pasan día a día.
    Un saludo.

  3. raul lopez dice:

    Lo primero, le quiero agradecer enormemente (claramente en nombre de todos), que participe como corresponsal en nuestro blog, ya que es un gran honor que una persona como usted, con todas sus vivencias y experiencias.

    Profundizando en el tema sobre el que escribe, dando mi humilde opinión, y desde la ignorancia de los 15 años, creo que lo debio pasar muy mal los primeros días, semanas y meses que estubo allí, ya que aparte del tema del idioma, siempre cuesta adaptarse a una nueva cultura y más con todos los problemas que lleva consigo el hecho de que hubiera conflictos en aquella época.

    Sin querer extenderme más me despido, reafirmo mi más sincera gratitud y le envio un saludo. Espero que nos regale más artículos como este.

  4. Susana dice:

    Hola Toñita,
    Como coordinadora del sistema de blogs de Climántica te agradezco tu colaboración y felicito a Pilar y a su alumnado por esta iniciaiva. Es un lujo para nosotros contar con tu presencia, leer tus vivencias que tanto nos enseñan en un mundo tan diferente. Supongo que muchos de los chicos y chicas que te van a leer no entienden la falta de medios ni un modelo de vida tan distinto al que ellos conocen.
    Toda la sabiduría de la vida para leer y aprender.
    Gracias de nuevo

  5. killa cornejo dice:

    Hola Toñita, admiro mucho a las personas como usted, que se atrevieron a marcharse de su país en busca de una vida mejor a un mundo desconocido. Debió ser duro, pero toda una experiencia. Un saludo.

  6. andrea mejuto dice:

    Hola:
    Me parece una historia increíble de la valentía que puede tener una familia. Me asombra el tesón que tuvisteis para iros y dejar muchas cosas atrás, como amigos, y lo más importante, el resto de familiares. Tuvisteis el aguante de perseverar en encontrar trabajo y al final vuestro esfuerzo sirvió para muchas cosas. Con estas vivencias nos haces ver que la vida no es tan fácil como parece. Muchas gracias Antonia.
    Un saludo.

  7. Pingback: TEMÁTICAS :: Comunicación :: Pilar Mingote » Foro mundial de la educación 2010

Deja un comentario